“Hay que tratar de estar bien, aunque sea por hinchar las pelotas”

Todo empieza con una palabra: “Gordo”, “fea”, “marica”, “gafotas”, “cuatro ojos”, etc.

Bienvenidos al mundo del bullying.

Todas las personas que hemos asistido al colegio sabemos que desde antes que al bullying se le llamara así, existía el niño o niña de la clase al que molestaban, incluso puede que hayamos sido uno de ellos o que hayamos estado del lado contrario de la historia y nosotros hayamos sido los “bulleadores”.

bullying 3

Seguro que hay personas que soñaban con que terminara la escuela y con crecer, ya que pensamos que en el mundo de los adultos las cosas no son así. Lamentablemente el bullying no es algo que termina en el colegio, conforme vamos creciendo nos enfrentamos a diferentes tipos de bullying o acoso, pero algunas veces se convierte en algo más sutil. Se vuelve un acoso psicológico, que se puede llegar a sufrir en el trabajo o en grupos sociales, porque aunque los casos más estudiados son en el ambiente laboral, también puede haber grupos a los que pertenezcamos que recurran a técnicas parecidas, ya sean los vecinos, o los compañeros de la universidad.

Y como a todos nos encanta poner nombres a las cosas a esto lo conocemos como “MOBBING”. Qué en realidad se traduce en: acoso para adultos y en el trabajo.

Probablemente todos hemos escuchado sobre esto, pero ¿por que pasan estas cosas? La gran diferencia entre el mobbing y el bullying es que en el primero lo que las personas quieren es que explotes, que llegue un momento en el que no puedas más y que cometas un error, renuncies o tengan un motivo para despedirte o en algunos casos solo joderte la vida y alimentar la necesidad de poder que algunas personas tienen.

mobbing

En realidad las técnicas que utilizan los niños y los adultos no son tan diferentes, así que, el patio del colegio se transforma en una oficina y aquí el tiempo fuera o la profesora no te van a salvar. A ver si os suena conocido:

  • “El ninguneo”: Cuando tus compañeros de trabajo o jefe muestren faltas de respeto y desprecio hacia ti, que te dejen fuera de los grupos o de los planes.  Por ejemplo: todos saben que hay una reunión y a ti no te lo avisan, te ignoran, les preguntas algo y es como si no estuvieras ahí.
  • “Juego de manos es de villanos”: Con esto queremos decir que muchas veces el decirte nombres, ponerte apodos o motes se enmascara como pequeñas bromas o juegos dentro de la oficina pero que realmente tienen el fin de lastimar.
  • “Rápido y bonito”: Esta es más de los jefes, que pueden llegar a pedirte resultados o que hagas proyectos en tiempos realmente ridículos e imposibles, obviamente esto crea muchísimo estrés y agobio en el trabajador.
  • “El no te vayas nunca”: Le hemos llamado así por que parece que tu jefe quiere que vivas en la oficina, ya que te ha dado tal sobrecarga de trabajo que probablemente debas dejar tu casa para instalarte a tiempo completo.
  • “Para que te aburras”:  El cambiar las responsabilidades de las personas, por cosas muy rutinarias y aburridas, la intención detrás de esto puede ser que se aburran y decidan irse solas.
  • “¡¡Que te reviento!!”: Con esto nos referimos a las amenazas, insultos u hostigamiento que se pueden recibir, estas a veces lo hacen incluso delante de otras personas, como para descalificarte frente a los demás. También podríamos meter en este punto la “difamación” que inventen cosas sobre ti, hagan rumores, básicamente lo que se daba cuando estabas en el bachillerato.
  • Sí pero..: Constantemente criticar y devaluar el trabajo de una persona o incluso que te supervisen con tal cautela el trabajo solo con el fin de encontrar algún error.
  • “Que ni se te ocurra”: Este si que es específico y va para las mujeres que se embarazan, lo que hacen los muy listos es que ponen de ejemplo a una mujer que se haya embarazado y se la hacen pasar no mal, si no lo que sigue, ya sea con temas de trabajo, la baja o sus derechos como madres, de esta forma demuestran a las demás lo que podría pasar si ellas hacen lo mismo.

Bueno, aparte de estos “modus operandis” existen muchas más pero también queremos hablar de que pasa con los que reciben estas agresiones.

El objetivo básico que quieren lograr estas personas, es el terror psicológico y este se puede ver de diferentes formas.

Quienes viven esta situación por mucho tiempo comienzan a sentir que no valen para nada, incluso pueden llegar a preguntarse si hay algo mal con ellos, si realmente son buenos profesionales, se sienten ansiosos, cansados, angustiados. Tienden a estar más a la defensiva y empieza a afectar sus relaciones de pareja,  familiares y amigos. Incluso se llegan a enfermar y a pedir bajas temporales (como cuando los niños ponen excusas para no ir al colegio) que solo dan más pretexto al acosador para mantener el círculo.

Entonces… ¿Qué debemos hacer?

Lo ideal es poder detectar este tipo de situaciones desde el principio, para que se puedan cortar de raíz. ¡¡OJO!! Ahora en las empresas parece que todos deben de trabajar más y con menos sueldo, aunque esto es super injusto debemos de ser conscientes que no siempre se tratara de mobbing. Analiza bien la situación y sobre todo como te sientes cuando vas a trabajar.

Si te has dado cuenta que puede que estés recibiendo acoso laboral, recuerda que lo primero que quieren es que baje tu autoestima, la causa más común de esto, es porque se sienten amenazados por ti. Así que no olvides todas tus cualidades y tenlas presentes más que nunca, de esta forma tendrás mayor fuerza para lidiar con el tema. Recuerda: “Hay que tratar de estar bien, aunque sea por hinchar las pelotas”

Y finalmente no dudes en pedir asesoramiento, no solo psicológico si no también legal. En teoría las empresas deben tener sanciones para este tipo de acciones.

El trabajo es a lo que le dedicamos la mayor parte de nuestra vida y aunque no todos tenemos el lujo de hacer lo que nos encanta, si que tenemos derecho a hacerlo en un entorno de respeto.

Eso es todo por hoy, si les ha gustado el Post no olviden comentar, dar like y compartir

Y recuerden…

LA PSICOLOGÍA ESTA DE MODA

Anuncios

2 comentarios en ““Hay que tratar de estar bien, aunque sea por hinchar las pelotas”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s